Ian Welden Robeson-Poesía-In Memorian



domingo, 21 de agosto de 2011

Los milagros de un día




 Para Sidsel

Siento tu aroma
bailando entre mis cardenales
en la ventana inmensa
y me haces entender
que no eres una mariposa
a pesar de todo
sino un alma.
Te sientas a comer un durazno
en silencio
y en la televisión bailarinas profesionales
penosamente intentan imitar
tus tenues movimientos distraídos
Estás en la plaza
me dices por sms
que llegarás a las siete
y te imagino ahí de pie
sola
sonriendo
ya no como una mariposita
sino como una mujer.
Llegas a las nueve
y me miras
para constatar que llegaste atrasada
y te sumerjes en tus mensajes virtuales
mientras yo me duermo en paz.


De" Las necesarias Cicatrices "

Copenhague, Julio de 2009.


,

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario.